Los Cuatro Pilares de la Gnosis

La Gnosis como conocimiento universal, se fundamenta en 4 pilares, que son necesarios conocer, practicar y desarrollar, para que la sabiduría interior se pueda ir manifestando en nosotros.

Estos cuatro pilares de la gnosis son aspectos propios de nuestra conciencia, es por eso que se necesitan para el desarrollo de nuestras facultades.

El primero de ellos es la Ciencia, el segundo el Arte, el tercero la Filosofía y cuarto la Mística. Cabe mencionar, que los hemos mencionado en ese orden, solo para enumerarlos, pero no es que tengan un orden en si. El desarrollo de ellos de debe hacer en armonía y en equilibrio, sin que uno se distancie demasiado del resto. Cuando estos se desarrollan en forma armoniosa con la conciencia, sobreviene en la persona eso que se llama la autorrealización.

La Ciencia Gnóstica

El primero de los cuatro pilares de la gnosis que vamos a analizar es, la ciencia.

Esta se fundamenta en la práctica, en la comprobación de las cosas, en la experimentación de lo real, a través del nivel de conciencia que la persona tiene. El conocimiento Gnóstico, es 100% científico, porque a nosotros como estudiantes Gnósticos, la Gnosis nos ha dado enseñanzas que nos ayudan a mejorar nuestra calidad de vida, pero esas enseñanzas hay que aplicarlas, para comprobar su veracidad y experimentar por nosotros mismos que eso es real.

Todo científico, debe tener un laboratorio para poder experimentar en él, nosotros como Gnósticos, también tenemos ese laboratorio. Ese laboratorio somos nosotros mismos, y también la propia naturaleza, que es donde se van a poder comprobar que las enseñanzas Gnósticas son ciertas y demuestran lo que se enseña.

Una de las herramientas que enseña la Gnosis, es la meditación, si nosotros la practicamos, veremos los beneficios, eso hace de nosotros científicos, porque experimentamos y comprobamos en el campo de la vida practica aquello que estamos estudiando.

La Filosofía Gnóstica

La palabra Filosofía, significa Amor a la Sabiduría, pero a cuál sabiduría se refiere. Uno podría estudiar todos los grandes Filósofos de la humanidad, estudiar a Sócrates, Aristóteles, Platón, Pitágoras, etc. Sin duda ellos fueron grandes Filósofos, pero el estudiarlos a ellos, no hará de nosotros Filósofos, sino literatos.

Filósofo, es aquel que ama la Sabiduría y la busca dentro de sí mismo, si la persona no busca dentro de sí mismo, no es un Filósofo, dentro de nosotros se halla oculto el tesoro de los tesoros, la grandeza de nuestro Ser.

Esos maestros y filósofos que hemos nombrado, son grandiosos, son admirables, son extraordinarios y todo lo virtuosos que podemos decir de ellos, son Maestros en el más completo sentido de la palabra, pero lo más grande que hay en este universo, es nuestro Real Ser Interno, nuestro Ser, aquello que es la realidad ultima de nuestra existencia, lo Real, lo Verdadero, lo Desconocido, y un Verdadero Filosofo es el que lo busca a él, y cada uno de nosotros tiene a su Ser Particular. Su Dios Interno.

El Arte en la Gnosis

El Arte, lo vamos a definir como la búsqueda de la Belleza, pero no de esa belleza física, que es pasajera y muchas veces ilusoria. Sino de la belleza interior de las cosas, lo bello del momento, lo bello de hacer con amor algo, lo bello de sentirse bien cuando se ayuda a otro.

Cada vez que hacemos algo, debemos de ponerle Arte, debemos de ponerle detalles, si vamos a barrer, por ejemplo, que lo hagamos bien, que no solo barramos para cumplir, sino que lo hagamos con el detalle de dar lo mejor de nosotros en eso que estamos haciendo. Así iremos poniendo detalles a nuestros días, y luego de un tiempo, nuestra vida estará colmada de detalles, será una belleza en esencia.

La Mística en la Gnosis

Como hemos dicho, cada cosa que hacemos tiene su arte, y eso que le impregnamos a las cosas, es la Mística. La Mística es algo intangible, que se percibe, pero no se puede ver, ni tocar, ni medir.

Si comparamos dos casas diferentes, en donde cuando uno entra, en una se siente bonito y en otra se siente tenso el ambiente, se siente frio. Podemos ver que no es porque este sucio, o desordenado que se siente así, sino que es algo del ambiente, es algo del lugar. Seguramente, porque las personas que viven en esas casas mencionadas, tienen conductas muy diferentes y sobre todo tienen un estado interior cuando actúan, mas diferente todavía.

Eso que es el estado interno, es la Mística, debemos ponerle Mística a las cosas que hacemos, a nuestro comportamiento, para que lo noble y digno que hay en nosotros, se manifieste en las cosas que hacemos. Esto trae grandes beneficios para nosotros y para nuestro entorno.

Conclusión de los Cuatro Pilares

Como hemos visto, ser un Científico, no es algo muy complicado, es poner en práctica lo aprendido y experimentar en nuestra vida para ver los beneficios de los resultados esperados.

Un Artista, no es ponernos a pintar, cantar, escribir, esculpir, u otra forma de arte formal. Ser un Artista de nuestro propio destino, dar lo mejor de nosotros mismos en cada momento, sin esperar el reconocimiento ajeno, solo por amor a dar lo mejor de sí.

Ser un Filósofo, es buscar a nuestro Ser y su Sabiduría y con ella, las respuestas de nuestra conciencia.

La Mística, es estar en el estado más apropiado, más adecuado para cada momento, es sentir dentro a ese Ser que palpita en nuestro corazón. Con una sencillez sin precedentes y sin necesidad de poses, maromas, o gestos raros. Los seres más grandes que han pasado por la humanidad, nos han demostrado que cuanto más grande más sencillo hay que ser, más natural, solo con un estado interior apropiado.

Despedida

Esperamos que te haya gustado este articulo y lo disfrutes, como nosotros hemos disfrutado escribiéndolo. Más adelante ampliaremos un poco más estos temas. Hasta la próxima. Cualquier consulta que surja, puedes preguntarnos y con gusto trataremos de responderte. Saludos.

Guardar

Guardar

Guardar